El pasado jueves 3 de octubre los alumnos de 4ºESO de Granada College visitaron los palacios de la Alhambra acompañados de los profesores Gabriel Quesada y Eduardo López.

Hicieron un recorrido por la historia de los palacios teniendo en cuenta su simbología religiosa reflejada en la arquitectura.

 

En primer lugar visitaron la sala mexuar, una de las más antigua de la Alhambra. A continuación visitaron el cuarto dorado, llamado así por su decoración amarilla y de pan de oro, era sala de espera para las audiencias con el sultán. Tras esto, fueron al palacio de Comares, donde se les explicó que el Corán se ve reflejado en la arquitectura, y se les presentaron como ejemplo la alberca del palacio de Comares, que simbolizaba a un dios inalcanzable. Tras visitar el palacio de Comares, formado por el patio, la sala de los Abencerrajes (donde se produjo una cena en la que asesinaron a sus invitados), la sala de la barca y el salón del trono (donde se encontraba el sultán y todos su embajadores que tomaban decisiones), se les explicó que, en conjunto, todas estas salas simbolizaban un viaje en barca (sala de la barca), a través de un río de plata (la alberca) hasta llegar al patio de los leones, que simbolizaba el paraíso. En el patio de los leones, formado por doce leones en el centro y 124 columnas. Los doce leones simbolizan poder, y defienden el estanque. Las 124 columnas protegían el paraíso, y el estanque era el monte de donde salía el agua del mundo dividida en cuatro ríos.

Tras terminar el recorrido por los palacios árabes, pasaron a continuación al palacio de Carlos V. Este palacio fue construido entre 1526 y 1965. Debido al largo periodo de tiempo entre el inicio de su construcción y la finalización del proyecto (provocado por los múltiples parones en su construcción), este palacio es un reflejo de la evolución arquitectónica a través de los siglos. Esto se refleja, por ejemplo, en el tipo de sillares ya que, mientras que en la mitad inferior de la fachada son almohadillados y en la mitad superior son sillares normales.

En su interior pudimos acudir a un museo en el que hay recuerdos de la época. Por ejemplo tumbas,  donde se explicaron los procesos funerarios que seguían y las partes que tenía, además de algunas condenas para delitos tales como la falsificación.

 

Ramiro Abad González y Arturo Sánchez Cruz

Alumnos de 4º de ESO Granada College

18 / 10 / 13